Sustituiremos los crucifijos por fotos de Monseñor Agrelo…

Vicente Montesinos

 

 

El Arzobispo de Tánger, Santiago Agrelo

 

 

El cansino Arzobispo de Tánger, el gallego Monseñor Agrelo, es uno de esos prelados que te llegan a aburrir soberanamente… Siempre las mismas cantinelas, siempre las mismas palabras políticamente correctas, llenas de buenismo y populismo, pero, al fin y al cabo, sin soluciones, y además, de espaldas a Cristo.

En su constante y repetitiva aplicación teórica de los aspectos más trasnochados de la teología de la liberación, convenientemente mezclados con un poco de franciscanismo de Asís mal entendido; y un mucho de franciscanismo de Bergoglio muy bien entendido y asumido; llega a dormir a las ovejas, a la vez que a exasperar a los católicos de bien, cansados de que este señor, para congraciarse con el mundo, y estar en la “línea” de Bergoglio y Leonardo Boff, nos martillee con sus tonterías, indignas de un sucesor de los apóstoles. Como tantas otras.

Por eso quizá sea que presentara su preceptiva renuncia por edad al Papa hace más de un año; y Bergoglio siga sin aceptársela. A Monseñor Héctor Aguer la renuncia se le aceptó en una semana. Cosas curiosas.

Hace unos años; cuando yo comenzaba a manejarme por estos mundos digitales de la evangelización; leía a diario escandalizado las soflamas políticas comunistas lanzadas por Agrelo en Facebook. No podía quedarme callado; ya que todos los que le comentaban eran turiferarios, amigos del marxismo y del propio prelado; dándole coba y alabanzas. Comencé con respeto a dar mi opinión en ese foro, y a disentir de las cosas que decía. Muy pronto fui apartado, eliminado, bloqueado, o no recuerdo que sucedió, pero se me hizo desaparecer de allí; y se me impidió mostrar mi opinión discordante.

Mire por donde, Agrelo; hoy se la voy a dar desde aquí; donde sí, todo el mundo, mientras no falte a Nuestro Señor y a la Santísima Virgen puede opinar. Al contrario que en su espacio (¿porque usted no es Nuestro Señor, verdad, Monseñor Agrelo?)

Así es que estaré encantado de escucharle y atenderle con sus opiniones, y de que todos los lectores de Adoración y Liberación puedan leerlas. Ahí le lanzo el guante.

Monseñor Agrelo ahora se ha fortalecido más que nunca en el discurso de las fronteras. ¡No ha de haber fronteras! ¡Fuera las fronteras! ¡Qué bonito y sencillo es decir esto, Agrelo!

¿Tiene usted fronteras en su casa? No sé; puertas, ventanas, paredes… ¿O campan libremente por sus fueros todos los que lo deseen dentro de su domicilio, pudiendo llegar hasta su alcoba cuando usted va de pijama y gorro de dormir, si le place? ¿No? Pues eso es lo que usted pide machaconamente desde su cómodo y demagógico puesto, excelencia, para que por nuestra casa campen a sus anchas todo tipo de enemigos de Dios, de los hombres y de la civilización cristiana, a la que usted le importa un pimiento ver caer.

Su jefe también lo hace. Y usted es un buen discípulo. De este papa, claro. Su jefe también nos machaca con la inmigración ilegal, las fronteras y los movimientos migratorios. Pero aún no conocemos que haya abierto las puertas de Santa Marta a los inmigrantes. Aunque quizá un día de estos abra las de los departamentos pontificios, que como a él eso le importa un pimiento, y queda muy progre y muy guay como “nuevo signo”, todo podría verse. Quien sabe si tres o cuatro infiltrados del ISIS acaban durmiendo en la cama de San Pío X.

Usted, que dice todas estas barbaridades, como siempre afirma, asistido por el Espíritu Santo, se cree en posesión del mismo, como tantos hermanos suyos en el episcopado y su obispo jefe; y nos trata de idiotas al pueblo católico fiel. Evidentemente para ustedes sus ocurrencias vienen del Espíritu Santo si agradan al mundo, si están imbuidas de corrección política, y si son lo suficientemente de izquierdas.

¡Ay, Agrelos, Bergoglios y sus sorpresas del Espíritu! ¡Que “cansadicos” nos tienen!

Más les valdría por el bien de sus almas, y por las de tantas que les siguen ciegamente, que ese discernimiento que les lleva a alinearse con el NOM, los Soros, las ONUS y demás mamarrachadas lo hicieran basándose en las Sagradas Escrituras, la sana doctrina, la tradición y el Magisterio Bimilenario. Pero ustedes, “bueno de Agrelo”, están por encima de todo eso. Y lo saben.

En el fondo, tantos “aires”, “novedades” y “calamidades” encierran su creencia de que ustedes son mejores que Jesucristo. El nos amó primero. ¿Sabe? Y nos sigue amando. Y evidentemente, todas los discursos y actos que usted protagoniza a diario son contrarios a su doctrina y mensaje, sabiamente interpretado por la Iglesia, los santos, los papas y los doctores durante casi 2000 años.

 

 

—————————————————-

¿Saben lo que me han contado ahora, Agrelo? Quizá de forma providencial, aunque no me abrogue esta creencia…  Algo que ratifica y da si cabe mucho más sentido a todo lo que acabo de escribir.

Me dicen que por si era poca su alegría y constante referencia por las “sorpresas del Espíritu” de Bergoglio, una vez más el Espíritu Santo le ha hablado y le ha dicho que quite los crucifijos de las paredes.

Me cuentan que ha dicho:  “Entonces, el mismo Espíritu que me enseñó a bajar crucifijos de las paredes, me recuerda que he de aliviar el dolor de Cristo en su cuerpo que son los pobres”.

¿Entienden mis amados lectores que no conozcan aun al personaje; lo que les venía diciendo?

Esta es una de tantas. Casi diaria. Puede que la más gorda de los últimos tiempos. La penúltima ya, seguro.

¿Quiere que quitemos a Cristo de las paredes y pongamos fotos suyas, Agrelo?

Ustedes son indignos sucesores de los Apóstoles.

Ustedes NO SON SUCESORES DE LOS APÓSTOLES.

Dios se apiade de su alma; y de nuestra vida terrena, otorgándole un tranquilo retiro de oración y penitencia, fuera de cualquier responsabilidad en la Iglesia.

Y porque hasta el cielo no paramos que Dios les bendiga.

 

 

 

 

—————————————————————

Puedes ver más contenidos en adoracionyliberacion.com

Si quieres contactar conmigo puedes hacerlo en adoracionyliberacion@gmail.com

Si quieres recibir en tu teléfono cada día los artículos de Adoración y Liberación; reflexiones, mensajes católicos y meditaciones para la lucha diaria en la que nos encontramos; manda un e-mail a adoracionyliberacion@gmail.com indicando tu nombre, edad, si eres consagrado o seglar; país de origen y número de teléfono móvil; y serás dado/a de alta en nuestra lista “Adoración y Liberación”. En cumplimiento de la ley de protección de datos, y en aplicación del nuevo reglamento europeo, toda persona que recibe comunicaciones de Adoración y Liberación ha debido prestar su consentimiento inequívoco previo; y en cualquier momento cualquier persona podrá darse de baja y solicitar la modificación y/o cancelación de sus datos de carácter personal.
.

 

Adoración y Liberación es un proyecto sin ánimo de lucro, cuyo único objetivo es el de luchar por Jesucristo y su Santa Madre Iglesia Católica en estos momentos de confusión; y frente a tantos que nos intentan callar. Gracias por formar parte de esta gran familia de fieles católicos en adoración a nuestro Señor Jesucristo, y defensa de su Santa Madre Iglesia, una, católica y apostólica, y de la Verdad atemporal. Sólo te pedimos tus oraciones para que podamos seguir adelante con esta labor, a pesar de las dificultades. Si además nos ayudas con tu donativo, para sostener los gastos de conexión, investigación, comunicaciones, infraestructura, redes, hosting, dominios, derechos, etc…; nos permitirás seguir adelante. Condiciones: el monto de las donaciones revertirá en el funcionamiento de la web y el servidor, así como gastos de hosting, dominios, investigación, comunicaciones e infraestructura del portal. Y porque ¡Hasta el cielo no paramos! que Dios te bendiga!


Donate Button with Credit Cards

Anuncios


Categorías:Actualidad, BLOG, Editorial

Etiquetas:, , ,

8 respuestas

  1. Cuando larguemos a Bergoglio, este sujeto a un convento a comer pan y a beber agua. Por hereje.

    Le gusta a 1 persona

  2. Los santos corregían con confianza. Porque sabían dónde está la Verdad.

    Le gusta a 1 persona

  3. Estos que hablan tanto de ciertas muertes, por pura demagogia, les preocupa muy poco, o quizás nada, la muerte del alma.

    Le gusta a 1 persona

  4. Vergüenza de sacerdotes indignos y que decir del Hereje Máximo. Cuando la Iglesia se mundaniza es como la sal sosa o peor..

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: