Vicente Montesinos

 

Captura de pantalla 2018-03-03 a las 23.41.50

 

El Obispo de Alcalá, Juan Antonio Reig, ha salido al paso de recientes declaraciones sobre la huelga feminista, y en la web de su Diócesis, y en un artículo que se publica en ella, y que se ha remitido además por e-mail; ofrece unos enlaces que sirven para demostrar la verdadera cara de la huelga que, según Carlos Osoro, haría la Virgen María.

Entre esos enlaces; que puede todo el mundo consultar en la web de la diócesis de Alcalá de Henares, encontramos los motivos por los que se hace la huelga del día 8 de marzo; entre otros, y explicando que es para:

 

  • “… ser dueñas de nuestros cuerpos, nuestros deseos, nuestras decisiones. Para que el Estado garantice, la sociedad respete y la Iglesia no se meta…”

 

  • “… Aborto libre, seguro y gratuito

 

  • “… Para que las lesbianas, bisexuales y trans y otras personas disidentes sexuales y/o de género podamos  expresar  libremente  nuestra  identidad  y  sexualidad,  teniendo  un  pleno  reconocimiento  de  nuestros  derechos sexuales y reproductivos. Para que se asuman los diferentes modelos diferentes de familia y proyectos de vida que existen. Que se nos facilite el acceso a la reproducción asistida, se despatologice la transexualidad, ofreciendo garantías a quienes queramos hacer un proceso de tránsito y autonomía para construir nuestras identidades y sexualidades...”

 

  • “… Para que la educación sea pública, laica y con currículos feministas donde se transversalice la perspectiva de género en todas las disciplinas...”

 

 

Etc, etc, etc…

Ha sido valiente y responsable Monseñor Reig Pla explicando que hay detrás de esa huelga. Valiente por como lo recibirá de nuevo la dictadura de género establecida en la sociedad. Pero valiente, sobre todo, porque sale al paso de ese “La Virgen María haría está huelga, y de hecho la hace…”, que ya no es sólo una temeridad, sino una blasfemia, y sobre el que seguimos esperando aclaración, corrección, o llamada al orden.

 

Y porque hasta el cielo no paramos, que Dios os bendiga.

 

 

Anuncios