Telegrama: Todo por no querer condenar el pecado…

 

 

 

Valentín Echenique

 

Creo que los tiempos recios de santa Teresa no tienen ni color con los de ahora, pues los protestantes estaban fuera de la Iglesia, mientras que ahora están dentro, y no sólo los protestantes…; los masones, los sodomiticos, los apóstatas, los ecumenistas de todo es lo mismo, los comunistas ateos, los chinos demoledores, los falsos, etc, etc…

Lo peor de lo peor, todo por no querer condenar el pecado, por no querer condenar el error.

Es más, al error le llamamos evolución de la doctrina en continuidad, y al pecado virtud.



Categorías:Telegrama

Etiquetas:

11 respuestas

  1. No se muere. La están matando, desde muy arriba, desde la cúspide, pero no lo conseguirán, porque no es un invento humano. Hace más de 200 años ocurrió la siguiente conversación:
    Napoleón Bonaparte: Voy a destruir su Iglesia (muy seguro de sí mismo, pues había mandado arrestar y mandar al exilio al Papa Pío VI hasta la muerte, con el aviso de «Último Papa»).
    Cardenal Consalvi: No, no podrá (con tranquilidad).
    Napoleón Bonaparte: ¡Voy a destruir su Iglesia! (alzando la voz)
    Cardenal Consalvi: No señor, no pierda su tiempo en tratar de destruir a la Iglesia. Lo hemos intentado nosotros desde adentro, y no hemos podido conseguirlo.

  2. Así es. Tiempos aciagos, que al mal lo llaman bien y al bien lo llaman mal.
    «Nada de condenas»; «todo está bien y vale, menos si es la doctrina de siempre».
    Cuando lo evidente se ignora o niega, ¿Qué queda por hacer?…
    ¡RESISTIR!, ¡RESISTIR! y ¡¡¡RESISTIR!!!; y proclamar con más fuerza que nunca la Verdad Eterna de la Fe Católica.

  3. El único pecado que condena la misericorditis es la rigidez de los católicos, porque creemos en verdades inmutables. La iglesia líquida liquida la Iglesia.

  4. Conversión pastoral, conversión ecológica, conversión sinodal, cualquiera es buena, menos la conversión a Cristo.
    http://www.lanuovabq.it/it/tre-conversioni-non-ne-fanno-una

  5. ¿ Porqué, incluso Aceprensa, como la misericorditis, asocian ortodoxia católica con fariseísmo ? Nada más lejos de la ortodoxia católica que el fariseísmo y la hipocresía, pues un católico de verdad, un católico ortodoxo, se sabe hijo de Dios y necesitado de la ayuda de la gracia a través de los sacramentos, que recibe, precisamente con las debidas condiciones, para que la gracia llegue a su destino. Un católico ortodoxo no tiene más remedio que ser humilde, de humus, tierra, barro, pero, con el auxilio de la gracia, llamado a la gloria en plenitud de filiación divina.
    https://www.aceprensa.com/articles/un-musical-sobre-jesucristo-obtiene-un-exito-inesperado/

  6. Francisco sabe que no es santo ni borracho. Lo que pasa es que quiere que nos cuestionemos todas las canonizaciones de la Iglesia, en su afán demoledor. No quiere dejar piedra sobre piedra del edificio católico. Lo suyo se llama odio a todo lo católico y nos quiere dar donde más nos duele, elevando un marxista a los altares, para que todos los Santos, hasta la Virgen y San José, se caigan de los altares.
    http://www.infocatolica.com/blog/caritas.php/1903160544-243-angelelli-y-los-catolicos

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: