Adoración y Liberación

 

 

 

Otra causa que ha producido muchos de los males que afligen a la Iglesia es el indiferentismo, o sea, aquella perversa teoría extendida por doquier, merced a los engaños de los impíos, y que enseña que puede conseguirse la vida eterna en cualquier religión, con tal que haya rectitud y honradez en las costumbres.

 

Fácilmente en materia tan clara como evidente, podéis extirpar de vuestra grey error tan execrable.

 

Si dice el Apóstol que hay un solo Dios, una sola fe, un solo bautismo; entiendan, por lo tanto, los que piensan que por todas partes se va al puerto de salvación, que, según la sentencia del Salvador, están ellos contra Cristo, pues no están con Cristo.

 

(S.S EL PAPA GREGORIO XVI)

Anuncios