Buscar

Adoración y Liberación

Por Vicente Montesinos

Etiqueta

Papa Francisco

FIRMA INVITADA: VIGANÓ VERSUS FRANCISCO

La contundencia y la claridad son síntomas de amor a la verdad. De eso va bien servido el escrito de Mons. Viganó. La polisemia, la doblez, la ambigüedad y los silencios cómplices son muestra de ser buenos aliados del padre de la mentira. Que cada cual piense en quien quiera

 

 

Aintzane Etzezarraga

 

 

 

El pontificado de Francisco fue acogido con enorme expectación. Una expectación que, particularmente a mí, me pareció excesiva, pues no es que acabáramos de salir de la travesía del desierto: el papa Benedicto XVI fue una de los más grandes papas contemporáneos, y su pontificado estuvo regido por la seguridad y el rigor en la doctrina, la dulzura y la elegancia en sus maneras, la invitación a una intensa vida de piedad.

Este entusiasmo con Francisco me recordaba, no puedo negarlo, y salvando las distancias, al que en su día despertó Obama, en mi opinión uno de los mayores fiascos contemporáneos. Hasta famosos actores de Hollywood que no tenían nada que ver ni les importaba la Iglesia Católica cantaban loas del nuevo Papa, explicándonos como atentos y disciplinados alumnos sin criterio, que era el hombre que el mundo, no ya la Iglesia, necesitaba. Lógicamente, todo este repiqueteo de campanas sonaba, cuando menos, artificial, algo impostado. Y el corto tiempo de la presencia de Bergoglio en la Sede de Pedro nos ha dado la razón, desgraciadamente.

Una de las más brillantes bazas con las que juega la izquierda no solo ideológica y política, sino incluso social, cultural y moral, porque la izquierda es totalitaria y abarca todas las dimensiones del ser humano, una de sus bazas, digo, es el “etiquetado”: adjetivar en una sola palabra al que disiente (conspiracionista, ultramontano, ultraconservador etc.), con la sola idea de juzgarlo en su totalidad ante los demás, de manera que se le pueda reducir por K.O. del combate de las ideas, excluyéndolo por inútil y firmando su muerte civil. De manera que el pobre disidente, que lleva incrustado en frente, pecho y espalda el sambenito de turno, no tiene más remedio que retirarse, con el rabo entre las piernas, a repetir su cantinela a los de su peña y en su territorio. Ya se le ha defenestrado, con la clara intención de que convenza a los ya convencidos de sus disparates. Hay que reconocer que es una técnica genial.

Todo esto pienso que ha influido no sólo en el entusiasmo inicial hacia Francisco, con orquestas, bombos y platillos alquilados en instancias extra eclesiales, sino en la posterior tardanza en denunciar sus excesos verbales, perfectamente calculados, sus desvaríos y excentricidades blasfemas y heréticas en lo doctrinal, su mundanidad y relativismo moral. La Iglesia hace mucho que cayó en los respetos humanos ante el mundo, en un complejo de institución trasnochada y obsoleta que los mismos eclesiásticos se han encargado de repetirnos machaconamente, a nosotros, indefensos laicos. ¿Quién se atrevía, denunciando todo ello, a ser tildado de conspiracionista? Esto era un horror.

Pero Nuestro Señor, dueño del universo y de su historia, ha previsto siempre que surja algo a lo que agarrarnos, una luz que ilumine nuestras tinieblas. Este sustento ante el naufragio y esta claridad ante tanta oscuridad, es, sin duda Mons. Viganó. No sólo por lo que revela en su testimonio, que es mucho, sino por el coraje, el amor a la Iglesia y el ejemplo que supone para nosotros.

La contundencia y la claridad son síntomas de amor a la verdad. De eso va bien servido el escrito de Mons. Viganó. La polisemia, la doblez, la ambigüedad y los silencios cómplices son muestra de ser buenos aliados del padre de la mentira. Que cada cual piense en quien quiera. Pero no pequemos de ingenuos o de estúpidos, maleados por los que no aman a la iglesia: la no respuesta de Francisco a los requerimientos hechos por un hijo amantísimo de Nuestra Santa Madre no puede sorprendernos. Es parte de la estrategia de ganar tiempo, a saber para qué, miedo da hasta pensarlo; de la estrategia de crear confusión; de la estrategia de que los que atentan contra la Iglesia y la querrían bien muerta, “saquen sus propias conclusiones”.

Ciertamente, con esta manifestación, Francisco ha matado varios pájaros de un tiro: ha prolongado la ceremonia de la confusión para lo cual es un experto; ha quitado dramatismo a las acusaciones con la idea de que con el tiempo se vaya diluyendo; ha dejado en manos profanas la valoración moral del contenido del escrito de Viganó, fiel al relativismo absoluto y en todos los órdenes, que ha guiado su pontificado. ¿No les parece muy inteligente?

Lo que Bergoglio ha destruido o ha contribuido a destruir en apenas cinco años es difícil de calcular. Su responsabilidad en ello da vértigo. También es difícil de calcular cómo pueden desarrollarse los futuros acontecimientos, aunque hay opiniones para todos los gustos. La podredumbre que ha aflorado, bien aflorada está, creo que esto nadie lo discute. Lo terrible es ver que esa podredumbre ha sido planeada, impulsada y protagonizada por altos cargos de la Iglesia. Y que los más débiles miembros de esa Iglesia, los más pusilánimes e inseguros, o bien han huido despavoridos y escandalizados o han sido engullidos en el nuevo orden eclesial, apeadero del NOM, que Bergoglio y su equipo han pretendido siempre.

Que Nuestro Señor y Nuestra Madre nos mantengan fieles y nos den su luz y fortaleza.

 

 

—————————————————————

Puedes ver más contenidos en adoracionyliberacion.com

Si quieres contactar conmigo puedes hacerlo en adoracionyliberacion@gmail.com

Si quieres recibir en tu teléfono cada día los artículos de Adoración y Liberación; reflexiones, mensajes católicos y meditaciones para la lucha diaria en la que nos encontramos; manda un e-mail a adoracionyliberacion@gmail.com indicando tu nombre, edad, si eres consagrado o seglar; país de origen y número de teléfono móvil; y serás dado/a de alta en nuestra lista “Adoración y Liberación”. En cumplimiento de la ley de protección de datos, y en aplicación del nuevo reglamento europeo, toda persona que recibe comunicaciones de Adoración y Liberación ha debido prestar su consentimiento inequívoco previo; y en cualquier momento cualquier persona podrá darse de baja y solicitar la modificación y/o cancelación de sus datos de carácter personal.
.

 

Adoración y Liberación es un proyecto sin ánimo de lucro, cuyo único objetivo es el de luchar por Jesucristo y su Santa Madre Iglesia Católica en estos momentos de confusión; y frente a tantos que nos intentan callar. Gracias por formar parte de esta gran familia de fieles católicos en adoración a nuestro Señor Jesucristo, y defensa de su Santa Madre Iglesia, una, católica y apostólica, y de la Verdad atemporal. Sólo te pedimos tus oraciones para que podamos seguir adelante con esta labor, a pesar de las dificultades. Si además nos ayudas con tu donativo, para sostener los gastos de conexión, investigación, comunicaciones, infraestructura, redes, hosting, dominios, derechos, etc…; nos permitirás seguir adelante. Condiciones: el monto de las donaciones revertirá en el funcionamiento de la web y el servidor, así como gastos de hosting, dominios, investigación, comunicaciones e infraestructura del portal. Y porque ¡Hasta el cielo no paramos! que Dios te bendiga!


Donate Button with Credit Cards

Anuncios

GRAVÍSIMO: De como Francisco despidió al Cardenal Muller por aplicar las normas de la Iglesia para los casos de abuso; y de como se encubrió a clérigos acusados de abusos homosexuales

El Cardenal Müller, como Prefecto de la Congregación para la Doctrina de la Fe, siempre había perseguido de forma decidida y firme los casos de abuso, motivo por el que fue despedido, junto a sus tres diligentes sacerdotes colaboradores. La justicia que pretendía aplicar el Cardenal Müller era demasiado dura para el Papa y sus secuaces.

 

 

Vicente Montesinos

 

 

El Cardenal Müller

 

 

Según una fuente muy bien informada del Vaticano, y como ha relatado LifeSiteNews, el cardenal Müller se opuso con fuerza a que Bergoglio rehabilitara a Don Mauro Inzoli, un conocido abusador de menores. Pero el Papa no quiso escuchar a Müller, y además la insistencia del Cardenal en aplicar la normativa de la Iglesia para estos casos, le costó ser despedido por Bergoglio.

En 2012, Inzoli  fue declarado culpable por un tribunal eclesiástico de abusar de niños de tan solo 12 años incluso en el confesionario. Luego fue suspendido a divinis , lo que lo excluyó de todas las funciones sacerdotales. Bergoglio, tras llegar al Pontificado, siguió las directrices de los amigos de Inzoli, el cardenal Coccopalmeiro y Monseñor Pinto, y redujo la pena del sacerdote a una “vida de oración”, pero pronto celebraba ya misa, y en 2015 participaba en conferencias sobre la familia en Lombardía. Todo este asunto fuer tapado por Bergoglio (el de la tolerancia cero y el “denuncien los casos“) y sólo salió a la luz porque un tribunal italiano condenó a Inzoli a cuatro años y nueve meses de prisión, siendo juzgado por más de cien casos de abusos.

Pero no queda ahí la cosa; en un suma y sigue de actuaciones papales bochornosas, ante las que ningún católico debiera callar, hemos podido saber igualmente que arbitrariamente Bergoglio denegó el uso de un apartamento vaticano a uno de los secretarios del Cardenal Müller, para otorgárselo a Monseñor Luigi Capozzi, a pesar de ya haber sido advertido de los graves problemas que generaba el mismo.

En 2017, y después de las quejas de los vecinos, ese apartamento fue allanado por la policía, para poner fin una orgía homosexual con grandes cantidades de cocaína, que el propio Monseñor Capozzi había organizado para sus amigos homosexuales. Capozzi era íntimo de Coccopalmeiro, quien en 2014, y como bien sabía Bergoglio, había hablado sobre los “elementos positivos” de las relaciones homosexuales.

La fuente vaticana que manejaba LifeSiteNews ha confirmado sin ningún género de dudas a este medio que el Cardenal Müller, como Prefecto de la Congregación para la Doctrina de la Fe, siempre había perseguido de forma decidida y firme los casos de abuso, motivo por el que fue despedido, junto a sus tres diligentes sacerdotes colaboradores. La justicia que pretendía aplicar el Cardenal Müller era demasiado dura para el Papa y sus secuaces. Müller fue expulsado de su cargo sin previo aviso y con unas lamentables formas por Bergoglio en junio de 2017.

El papa, tal y como relató Tossatti e informamos en su día, había dicho: “Yo soy el Papa, no necesito dar razones para ninguna de mis decisiones. He decidido que tienen que irse y tienen que irse“.

Parece ser que soportar las denuncias de abusos sexuales de sus protegidos era demasiado para Bergoglio. El papa bueno. El que mueve masas. El que vino a salvar a la Iglesia de la rigidez.

Y para traer el desconcierto, la corrupción, el bochorno, y el encubrimiento de la vergüenza de los abusos, principalmente homosexuales, respaldado por la mafia gay del Vaticano.

 

 

 

—————————————————————

¡MÁS QUE NUNCA NECESITAMOS TU AYUDA!

Adoración y Liberación es un proyecto sin ánimo de lucro, cuyo único objetivo es el de luchar por Jesucristo y su Santa Madre Iglesia Católica en estos momentos de confusión; y frente a tantos que nos intentan callar. Gracias por formar parte de esta gran familia de fieles católicos en adoración a nuestro Señor Jesucristo, y defensa de su Santa Madre Iglesia, una, católica y apostólica, y de la Verdad atemporal. Sólo te pedimos tus oraciones para que podamos seguir adelante con esta labor, a pesar de las dificultades. Si además nos ayudas con tu donativo, para sostener los gastos de conexión, investigación, comunicaciones, infraestructura, redes, hosting, dominios, derechos, etc…; nos permitirás seguir adelante. Condiciones: el monto de las donaciones revertirá en el funcionamiento de la web y el servidor, así como gastos de hosting, dominios, investigación, comunicaciones e infraestructura del portal. Y porque ¡Hasta el cielo no paramos! que Dios te bendiga!


Donate Button with Credit Cards

 

 

Puedes ver más contenidos en adoracionyliberacion.com

Si quieres contactar conmigo puedes hacerlo en adoracionyliberacion@gmail.com

Si quieres recibir en tu teléfono cada día los artículos de Adoración y Liberación; reflexiones, mensajes católicos y meditaciones para la lucha diaria en la que nos encontramos; manda un e-mail a adoracionyliberacion@gmail.com indicando tu nombre, edad, si eres consagrado o seglar; país de origen y número de teléfono móvil; y serás dado/a de alta en nuestra lista “Adoración y Liberación”. En cumplimiento de la ley de protección de datos, y en aplicación del nuevo reglamento europeo, toda persona que recibe comunicaciones de Adoración y Liberación ha debido prestar su consentimiento inequívoco previo; y en cualquier momento cualquier persona podrá darse de baja y solicitar la modificación y/o cancelación de sus datos de carácter personal.

Las 8 excelentes conclusiones de Monseñor Schneider con las que se une a Viganó, Strickland y Burke.

En un demoledor documento Monseñor Schneider se une a Viganó, Strickland y Burke; y da plena credibilidad al memorandum Viganó con razones irrefutables y demostrando que no hay motivos razonables y plausibles para dudar del contenido del documento del Arzobispo Carlo Maria Viganó”. Además redacta 8 puntos dignos de una Cardenal de la Santa Madre Iglesia

 

 

Vicente Montesinos

 

 

 

El obispo de Astana (Kazakhstan), Monseñor Athanasius Schneider,  ha escrito un documento respondiendo al testimonio del Arzobispo Carlo Maria Viganó .

En él,  Schneider afirma que “no hay motivos razonables y plausibles para dudar del contenido del documento del Arzobispo Carlo Maria Viganò“, en relación a como el Papa Francisco encubrió los abusos del ex-Cardenal McCarrick.

El Obispo Schneider reconoce que es extremadamente grave y raro que un obispo acuse públicamente a un Papa reinante, pero señala que “el Arzobispo Viganó confirmó su declaración mediante un juramento sagrado invocando el nombre de Dios“.

Lean el documento completo emitido por Monseñor Athanasius Scheneider, que desde Adoración y Liberación hemos traducido al español para ustedes; y como pide Bergoglio… “saquen sus propias conclusiones”.

La primera, desde luego, se la extraigo yo: es del todo incomprensible que Schneider no sea un Cardenal de la Santa Madre Iglesia; y que tengamos en el colegio cardenalicio la mafia que se esconde debajo de los capelos.

 

 

Reflexión sobre el “Testimonio” del Arzobispo Carlo Maria Viganò del 22 de agosto de 2018

 

Es un hecho raro y extremadamente grave en la historia de la Iglesia que un obispo acuse pública y específicamente a un Papa reinante. En un documento publicado recientemente (desde el 22 de agosto de 2018), el arzobispo Carlo Maria Viganò testifica que durante cinco años, el Papa Francisco supo dos hechos: que el cardenal Theodore McCarrick cometió delitos sexuales contra seminaristas y contra sus subordinados, y que había sanciones, que el Papa Benedicto XVI le impuso. Además, el Arzobispo Viganò confirmó su declaración mediante un juramento sagrado invocando el nombre de Dios. Por lo tanto, no existe una causa razonable y plausible para dudar del contenido de la verdad del documento del Arzobispo Carlo Maria Viganò.

Los católicos de todo el mundo, los simples fieles, los “pequeños”, están profundamente conmocionados y escandalizados por los graves casos recientemente divulgados en los que las autoridades de la Iglesia encubrieron y protegieron a los clérigos que cometieron delitos sexuales contra menores y contra sus propios subordinados. Tal situación histórica, que la Iglesia está experimentando en nuestros días, requiere absoluta transparencia en todos los niveles de la jerarquía de la Iglesia, y en primer lugar evidentemente en el Papa.

Es completamente insuficiente y poco convincente, que las autoridades de la Iglesia continúen formulando llamados generales a favor de la tolerancia cero en los casos de abusos sexuales cometidos por clérigos y que se detenga la cobertura de tales casos. Igualmente insuficientes son las súplicas estereotipadas para el perdón en nombre de las autoridades de la Iglesia. Tales pedidos de tolerancia cero y súplicas de perdón se volverán creíbles solo si las autoridades de la Curia Romana ponen las cartas sobre la mesa, dando los nombres y apellidos de todos aquellos en la Curia romana, independientemente de su rango y título, que cubrieron casos de abuso sexual de menores y subordinados.

Del documento del Arzobispo Viganò se pueden extraer las siguientes conclusiones:

 

  1. Que la Santa Sede y el Papa mismo comenzarán a limpiar inflexiblemente la Curia Romana y el episcopado de las camarillas y redes homosexuales.

2. Que el Papa proclamará inequívocamente la doctrina divina sobre el carácter gravemente pecaminoso de los actos homosexuales.

3. Que se emitirán normas perentorias y detalladas, que impedirán la ordenación de hombres con una tendencia homosexual.

4. Que el Papa restablecerá la pureza y la falta de ambigüedad de toda la doctrina católica en la enseñanza y la predicación.

5. Que se restaurará en la Iglesia a través de la enseñanza papal y episcopal y mediante normas prácticas la ascesis cristiana siempre válida: los ejercicios de ayuno, de penitencia corporal, y de abnegaciones.

6. Que se restaurará en la Iglesia el espíritu y la praxis de reparación y expiación por los pecados cometidos.

7. Que comenzará en la Iglesia un proceso de selección garantizado de candidatos al episcopado, que son hombres de Dios verdaderamente demostrables; y que sería mejor dejar la diócesis varios años sin un obispo en lugar de designar a un candidato que no sea un verdadero hombre de Dios en la oración, en la doctrina y en la vida moral.

8. Que comenzará en la Iglesia un movimiento especialmente entre cardenales, obispos y sacerdotes para renunciar a cualquier compromiso y coqueteo con el mundo.

 

Uno no se sorprendería, cuando los principales medios internacionales oligárquicos, que promueven la homosexualidad y la depravación moral, comiencen a denigrar a la persona del arzobispo Viganò y dejar que desaparezca en la arena el tema central de su documento.

En medio de la difusión de la herejía de Lutero y la profunda crisis moral de una parte considerable del clero y especialmente de la Curia romana, el Papa Adrián VI escribió las siguientes palabras asombrosamente francas, dirigidas a la Dieta Imperial de Nuremberg en 1522: “Sabemos , que durante un tiempo han tenido lugar en la Santa Sede muchas abominaciones, abusos en los asuntos eclesiásticos y violaciones de los derechos, y que todas las cosas se han pervertido en malas. De la cabeza, la corrupción ha pasado a los miembros, del Papa a los prelados: todos nos hemos ido, no hay quien haga lo bueno, no, no uno “.

La implacabilidad y la transparencia para detectar y confesar los males en la vida de la Iglesia ayudarán a iniciar un proceso eficiente de purificación y renovación espiritual y moral. Antes de condenar a los demás, cada titular de oficina clerical en la Iglesia, independientemente de su rango y título, debería preguntarse en presencia de Dios, si él mismo había cubierto de alguna manera los abusos sexuales.

Si descubre que es culpable, debe confesarlo públicamente, porque la Palabra de Dios lo amonesta: “No te avergüences de reconocer tu culpa” (Sir 4:26). Porque, como escribió San Pedro, el primer Papa, “ha llegado el momento de juzgar, empezando por la casa (la iglesia) de Dios” (1 Pedro 4:17).

+ Athanasius Schneider, Obispo Auxiliar de la Archidiócesis de Santa María en Astaná

 

—————————————————————

¡MÁS QUE NUNCA NECESITAMOS TU AYUDA!

Adoración y Liberación es un proyecto sin ánimo de lucro, cuyo único objetivo es el de luchar por Jesucristo y su Santa Madre Iglesia Católica en estos momentos de confusión; y frente a tantos que nos intentan callar. Gracias por formar parte de esta gran familia de fieles católicos en adoración a nuestro Señor Jesucristo, y defensa de su Santa Madre Iglesia, una, católica y apostólica, y de la Verdad atemporal. Sólo te pedimos tus oraciones para que podamos seguir adelante con esta labor, a pesar de las dificultades. Si además nos ayudas con tu donativo, para sostener los gastos de conexión, investigación, comunicaciones, infraestructura, redes, hosting, dominios, derechos, etc…; nos permitirás seguir adelante. Condiciones: el monto de las donaciones revertirá en el funcionamiento de la web y el servidor, así como gastos de hosting, dominios, investigación, comunicaciones e infraestructura del portal. Y porque ¡Hasta el cielo no paramos! que Dios te bendiga!


Donate Button with Credit Cards

 

 

Puedes ver más contenidos en adoracionyliberacion.com

Si quieres contactar conmigo puedes hacerlo en adoracionyliberacion@gmail.com

Si quieres recibir en tu teléfono cada día los artículos de Adoración y Liberación; reflexiones, mensajes católicos y meditaciones para la lucha diaria en la que nos encontramos; manda un e-mail a adoracionyliberacion@gmail.com indicando tu nombre, edad, si eres consagrado o seglar; país de origen y número de teléfono móvil; y serás dado/a de alta en nuestra lista “Adoración y Liberación”. En cumplimiento de la ley de protección de datos, y en aplicación del nuevo reglamento europeo, toda persona que recibe comunicaciones de Adoración y Liberación ha debido prestar su consentimiento inequívoco previo; y en cualquier momento cualquier persona podrá darse de baja y solicitar la modificación y/o cancelación de sus datos de carácter personal.

Si los avioncitos siempre son peligrosos… ¿Qué podíamos esperar de este?

La vuelta a Roma en avión de Bergoglio desde Dublín se esperaba prometedora, después del fracaso del Encuentro Mundial de las Familias, de su entrega al lobby gay, del silencio del Papa ante los abusos, el homosexualismo en la Iglesia y el aborto, y del “Informe Viganó”. Y no ha decepcionado. Sus barbaridades van en aumento, en lo que parece una definitiva huida hacia adelante.

 

Vicente Montesinos

 

 

 

La vuelta a Roma en avión de Bergoglio desde Dublín se esperaba prometedora, después del fracaso del Encuentro Mundial de las Familias, de su entrega al lobby gay, del silencio del Papa ante los abusos, el homosexualismo en la Iglesia y el aborto, y del “Informe Viganó”. Y no ha decepcionado. Sus barbaridades van en aumento, en lo que parece una definitiva huida hacia adelante.

 

Entre sus cansinas perlas me centro en dos. La primera por lo de cemento armado en la cara que representa; y la segunda por su gravedad:

 

  • Ni mención del asunto Viganó. Ante las preguntas que le hacen los periodistas, en uno de los escándalos más grandes de la historia de la Iglesia, Bergoglio se limita a manifestar que “Leí hoy en la mañana ese comunicado de Viganò. Digo sinceramente esto: léanlo ustedes atentamente y saquen sus conclusiones personales. No voy a decir ni una palabra sobre esto. Creo que el documento habla por sí solo. Ustedes tienen la capacidad periodística suficiente para sacar conclusiones, con su madurez profesional”. Es decir… no voy a decir una palabra sobre esto… y… el documento habla por sí sólo… ¡Claro que habla por sí sólo! ¿Habrase visto desfachatez mayor?

 

  • Preguntado por como se siente ante el hecho de que Irlanda y otros países hayan aprobado leyes que permiten el aborto; el máximo pontífice de la Iglesia Católica, callado en todas y cada una de las ocasiones en que estos plebiscitos se han sucedido, se destapa con esta afirmación: “Ustedes saben qué es lo que pienso sobre el aborto: no es un problema religioso, no estamos en contra del aborto por motivos religiosos. Es un problema humano, existe el problema antropológico sobre la ética de eliminar a un ser vivo para resolver un problema“. Punto final. Todo lo que tiene que decir el papa. Con una fortísima energía y claridad contra el aborto. Y considerándolo un tema “no religioso”. Ojo al nuevo cambio de doctrina y de catecismo.

 

Perlas así, y como colofón y sobre los homosexuales, otra concesión a la mafia rosa-gay: no condenar a los homosexuales, dejarles espacio, y no ignorar la homosexualidad… Diálogo… Acercamiento… Y a seguir…

Francisco una vez más, y más si cabe que nunca, actúa como si la Iglesia fuese él. No voy a hablar de lo de Viganó. Y punto. Y así en el resto de temas.

Dios mío, que cansancio.

 

 

 

 

 

ES LA HORA DE PÍO XIII

Vicente Montesinos

 

 

 

 

Hace 15 días firmé en Adoración y Liberación un artículo titulado FRANCISCO, VÁYASE…; en lo que fue la primera petición formal de un medio católico hecha a Bergoglio para que abandonase de una vez el ministerio petrino, por el bien de la Iglesia, de su alma y de las millones de almas que está arrastrando al averno (por cierto, creo, corríjanme si me equivoco, que Adoración y Liberación sigue siendo el único medio católico en sostener esta petición; a pesar de todo lo que hemos vivido en estas últimas horas).

Al cabo de unos pocos días, se decía que el “Washington Post” pedía abiertamente la dimisión de Francisco; aunque, como bien quise aclarar, no fue este medio el que pedía dicha dimisión (lo cual no entraría en la lógica de los apoyos del “mundo” de los que se rodea Bergoglio); sino un colaborador republicano de Donald Trump, que escribía en dicho medio un op-ed, lo más lejano posible, por cierto, a la línea editorial del mismo.

En aquel momento me pregunté como podía ser que celebráramos, o anunciáramos cuanto menos, una petición de dimisión de Bergoglio del WP, además erróneamente explicada, y siguiéramos sin apoyar desde los medios católicos decentes (los medios papólatras sabemos a que se dedican) la dimisión por vaso colmado del peor Papa de la historia de la Iglesia.

Y así han seguido transcurriendo los días, entre escándalos de pederastia, encubrimiento de la homoherejía, ataques a la familia tradicional prevista por Nuestro Señor; Encuentros mundiales de la familia vergonozosos hechos a mayor gloria del Lobby LGTBI, y decenas y decenas de barbaridades, ataques a la tradición y doctrina sana, escándalos y corruptelas que hacían cada día más increíble que absolutamente ningún obispo, arzobispo, monseñor o cardenal dijeran: ¡basta!.

En los atribulados círculos de católicos fieles a Jesucristo, las sagradas escrituras, el magisterio bimilenario, la tradición, los santos, los doctores y padres de la Iglesia y la sana doctrina; veníamos mucho tiempo implorando la aparición de un San Pablo que le dijera claramente a Pedro que hasta aquí habíamos llegado. ¡Cuantas oraciones!

Pues bien, hermanos, parece, y digo parece, que ese “Pablo” ha hecho aparición, y, que, como ya muchos de ustedes sabrán, en un escándalo sin precedentes en la Historia de la Iglesia, y por medio de un durísimo memorándum publicado por el vaticanista italiano Marco Tosatti , Monseñor Carlo María Viganó cuenta con todos los pelos y señales, y con todas las garantías de veracidad, que el Papa Francisco conocía desde 2013 los abusos sexuales que cometía McCarrick sobre seminaristas y sacerdotes y le rehabilitó, y ello a pesar de que Benedicto XVI le había ordenado apartarse a una vida de penitencia y oración. Y a renglón seguido EXIGE LA DIMISIÓN DEL “SANTO PADRE”.

Todo ello explica como ha podido seguir sucediéndose y tapándose el escándalo de los abusos homosexuales del clero en Estados Unidos durante todo el pontificado de Bergoglio; y también nos hace entender porque McCarrick fue uno de los entusiastas “inspirados por el Espíritu Santo” para que Francisco saliera elegido Papa, en aquellos oscuros movimientos de la Mafia de San Gallen, que forzaron una elección de la que muchos dudan si es canónicamente válida.

¿Qué motivos podría tener Bergoglio para devolver a sus funciones al apartado McCarrick, sabiéndose como se sabía, y como documentado ha quedado, que Bergoglio pudo saber personalmente, que era un depredador sexual en toda regla? ¿Pagarle los favores del cónclave, donde todo estuvo amañado? ¿Potenciar la homoherejía y la mafia rosa gay en la Iglesia? ¿Comenzar el pontificado de la “misericorditis” y del “quién soy yo”? ¿O todo un poco?

Pues está claro que en este caso Roma sí paga a traidores, y que el pago de los favores de manipulación del cónclave tuvo que hacerse, a pesar de seguir poniéndose con ello en peligro la integridad sexual y moral de tantos jóvenes, y la credibilidad de la Iglesia y la fe en ella; pero creo que sí que se trata de todo un poco; porque al fin y al cabo ha quedado más que demostrado que la Mafia de San Gallen, la Mafia Rosa-Gay, y la Mafia de la Misericorditis es la misma. Es la misma y todas acaban en el mismo vértice. En la estafa de pontífice que ha sido Jorge Mario Bergoglio, como algunos, que seguimos sin movernos de nuestro sitio, hemos denunciado desde el primer día.

Les voy a dejar aquí enlace al documento escrito y difundido por Viganó, en una alarde de valentía que, por fin, ha llegado.

Léanselo. Por favor. Con calma. Entero. Son 14 páginas y explican el porqué algunos llevamos años luchando contra la “Iglesia de Bergoglio” y en favor de la Santa Madre Iglesia Católica de Jesucristo.

 

 

TEXTO COMPLETO Y ORIGINAL PUBLICADO POR MONSEÑOR VIGANÓ, QUINE FUERA NUNCIO DE SU SANTIDAD EN LOS EEUU (colgado en español por Infovaticana)

 

 

Pero antes de que lo lean todo, o después, como quieran, les hago unas últimas consideraciones:

 

  • Es evidente que los hechos dados a conocer hoy; son de por sí, motivo más que suficiente para que Bergoglio coja sus maletas y se vuelva a Argentina. O mejor, a un convento, alejado del mundanal ruido, donde poder retirarse en oración y penitencia; como el Papa Benedicto XVI exigió a McCarrick, hasta que el argentino lo rehabilitó, con las consecuencias que todos ustedes conocen.

 

  • Pero no es menos cierto que, con todo y con eso, y con la gravedad de este asunto, no es, ni el primero, ni el más grave, para exigir que Bergoglio se vaya. Mucho más graves han sido las continuas herejías y cambios de doctrina infundados, unilaterales y contrarios al mensaje de Cristo al que el “Papa Francisco” nos ha sometido. Como dice un buen amigo, esto recuerda a lo que hicieron con Al Capone. No le podían condenar por asesinato, y le condenaron por fraude postal. No, no. No estoy diciendo que los abusos y abusadores encubiertos por el Papa no sean graves. No se cojan a un clavo ardiendo. ¡Son gravísimos! ¡Dolorosísimos! Pero para que vean hasta que punto es grave todo lo que ha sucedido antes y hemos venido denunciando; y aquí todo el mundo se ha hecho el tonto. ¡Cuanta responsabilidad por omisión y silencio!

 

  • Igual que dije que era impensable que el Washington Post pidiera la dimisión de Bergoglio; era imposible también que, aún con este dossier en la mano, los medios generalistas, que no han tenido más remedio que hacerse eco, se pusieran contra Francisco. Y así ha sido. Los medios, sin ir más lejos, en España, ya hablan de “Viganó ultraconservador”, de “facciones fascistas de la Iglesia que atacan a Francisco…”, etc, etc… Es muy curioso. Todo los medios son del NOM. El NOM y por tanto todos los medios odian a la Iglesia. Siempre les basta una mota de grano en un ojo para liarla contra la Iglesia. Y ante un escándalo sin precedentes que atañe al máximo jerarca de su enemiga Iglesia… ¡Se ponen de su lado! ¿No les dice nada? ¿No abren aún los ojos? Yo se lo aclaro: la ONU, el Nuevo Orden Mundial, la Masonería, la Mafia de San Gallen, la Mafia Rosa-gay, la Mafia del la Misericorditis y la Iglesia del Nuevo Paradigma son la misma cosa… Y todas, sí, contra la Iglesia de Cristo… La que encarnamos esos “ultra rígidos” que ahora denunciamos esta barbaridad de Bergoglio, como hemos denunciado muchas más. En todo caso, y como decía un hermano en la fe, “Sí,  en un lado estamos los “homófobos”, “ultraconservadores” y “fascistas” y en el otro están los violadores de seminaristas, el tema es meridiano

 

  • Han de tener en cuenta, por acudir a la fuente, que Marco Tossati, el vaticanista italiano que primero ha publicado este documento de Monseñor Viganó, ha valorado el mismo de la siguiente manera: “Lo que están ustedes a punto de leer es uno de los documentos más dramáticos e importantes que en casi cuarenta años de cubrir la información religiosa (y en medio siglo de periodismo) me ha tocado leer

 

  • Otro aspecto a tener en cuenta es como otro importante vaticanista, Antonio Socci, da por acabado este triste pontificado. Aunque no son pocas las voces que afirman que Bergoglio no va renunciar, porque si renunciara perdería la inmunidad, y podría ser juzgado en los Estados Unidos por encubrimiento de actos criminales. Ojo; a la trascendencia de lo que estamos hablando.

 

  • Nadie puede acusar a Viganó de nada. Viganó dijo en su momento lo que tenía que decir y a quien se lo tenía que decir: a Francisco en persona. Ni caso. Todo lo contrario. Ahora lo hace público para que ya de una vez se tomen las medidas para acabar con la homoherejía y el homosexualismo en la Iglesia, que es todo lo contrario a lo que está haciendo Bergoglio. Viganó tiene pues, muchísimo mérito.

 

En fin… Podríamos seguir comentando aspectos de este gravísimo asunto y dando datos sin parar. Pero en esta noche española de este día histórico, creo que ya es suficiente.

 

Algo, no obstante, está meridianamente claro. Al menos para los que hacemos Adoración y Liberación. Como ya hemos manifestado, manifestamos y manifestaremos, Bergoglio debe irse.

Y con él deben irse las estupideces de los nuevos paradigmas, los lgtbi, la misericorditis, el “quien soy yo”, la “guay-iglesia”, los aplausos en las misas, los amores de Leticia, los “arrejuntados” que comulgan, los homenajes a Lutero, los “Lutero amigo del Evangelio”, los “todos somos hijos de Dios aunque lo llamemos de distintas formas”, los “humanae vitae ya no sirve”, las panderetas, los apoyos a movimientos secesionistas, los “hermanos mayores sionistas”, las “sangres paganas de Jesús”, los “la comunión es un símbolo”, los “la misa es una fiesta muy alegre”, los “tienen prohibido arrodillarse ante Dios”, los liturgos maximus, los “infiernos que no existen”, los “todos vamos al cielo”, y demás centenares de mamarrachadas que han llevado a la Iglesia Católica al borde de su desaparición.

 

No sabemos que va a pasar ahora, pero Cristo no pierde batallas, y su Iglesia resistirá, como sea, aunque, como dijo San Atanasio, sea porque ellos tienen los templos, pero nosotros la Fe y la Verdad; y estoy esperanzado en que todo esto va a ser para bien.

 

Tengamos en cuenta que de los barros del Vaticano II, y su transformación por la cara en un concilio doctrinal donde solo hubo propuestas pastorales (bastante nefastas por cierto), estos lodos. Lodos que hemos arrastrado desde aquel “el humo del infierno ha entrado en la Iglesia…” hasta el actual incendio, donde no queda ya nada en pie.

Ese concilio era salvable con pontífices como Juan Pablo II o Benedicto XVI, que dedicaron su pontificado a frenar las bárbaras “aperturas” que no eran más que concesiones a un mundo que siempre quiso acabar con la Iglesia. Mientras los papas polaco y alemán contuvieron a las locas, esto pudo llevarse más o menos adelante.

Pero una vez Benedicto XVI fue apartado de la escena y sustituido por el hombre encargado de dar la puntilla a la Iglesia de Cristo para convertirla en la Iglesia de la ONU y del Nuevo Orden Mundial, el declive ha sido constante. Y la pendiente hacia el averno también.

Por eso, y por todo lo dicho antes, Bergoglio ha de irse… ¡Y es la hora de PIO XIII!

¡Dios salve a su Iglesia!

¡AMDG!

¡Y porque hasta el cielo no paramos, que Dios les bendiga!

 

 

 

 

—————————————————————

Puedes ver más contenidos en adoracionyliberacion.com

Si quieres contactar conmigo puedes hacerlo en adoracionyliberacion@gmail.com

Si quieres recibir en tu teléfono cada día los artículos de Adoración y Liberación; reflexiones, mensajes católicos y meditaciones para la lucha diaria en la que nos encontramos; manda un e-mail a adoracionyliberacion@gmail.com indicando tu nombre, edad, si eres consagrado o seglar; país de origen y número de teléfono móvil; y serás dado/a de alta en nuestra lista “Adoración y Liberación”. En cumplimiento de la ley de protección de datos, y en aplicación del nuevo reglamento europeo, toda persona que recibe comunicaciones de Adoración y Liberación ha debido prestar su consentimiento inequívoco previo; y en cualquier momento cualquier persona podrá darse de baja y solicitar la modificación y/o cancelación de sus datos de carácter personal.
.

 

Adoración y Liberación es un proyecto sin ánimo de lucro, cuyo único objetivo es el de luchar por Jesucristo y su Santa Madre Iglesia Católica en estos momentos de confusión; y frente a tantos que nos intentan callar. Gracias por formar parte de esta gran familia de fieles católicos en adoración a nuestro Señor Jesucristo, y defensa de su Santa Madre Iglesia, una, católica y apostólica, y de la Verdad atemporal. Sólo te pedimos tus oraciones para que podamos seguir adelante con esta labor, a pesar de las dificultades. Si además nos ayudas con tu donativo, para sostener los gastos de conexión, investigación, comunicaciones, infraestructura, redes, hosting, dominios, derechos, etc…; nos permitirás seguir adelante. Condiciones: el monto de las donaciones revertirá en el funcionamiento de la web y el servidor, así como gastos de hosting, dominios, investigación, comunicaciones e infraestructura del portal. Y porque ¡Hasta el cielo no paramos! que Dios te bendiga!


Donate Button with Credit Cards

De como todos hablan del Washington Post (además de forma errónea); o de como nos gusta que la faena nos la hagan los de fuera…

Vicente Montesinos

 

 

 

 

Todos los medios, blogs y bitácoras católicas medianamente decentes (los indecentes hasta esconden la noticia) hablan de como el Washington Post “pide” la renuncia del Papa Francisco.

La verdad es que es curiosísimo.

En primer lugar porque esto no es del todo exacto: ese diario, enemigo de la Iglesia, y valedor de Francisco, no es quien pide su renuncia; sino que es un republicano, colaborador de Donald Trump, el que, en unas líneas de este rotativo, lo hace. El artículo no es un editorial del W.P, sino un “op-ed” (un artículo de opinión firmado por alguien que no es del periódico, y cuya línea el periódico no asume) En este scaso, además, el firmante es lo más opuesto posible a lo que el WP representa.

En segundo lugar, porque es ingenuo pensar que un medio de comunicación del Nuevo Orden Mundial vaya a por el Papa que les está dando oxígeno. No. Ellos no van a por el Papa. Ellos, como todos, van a por la Iglesia Católica de siempre. Con la inestimable ayuda del Papa al que se nos quiere vender que ahora atacan pero que no es objetivo de sus iras. El objetivo de sus iras es el catolicismo, como lo hemos conocido desde hace dos mil años. Y Francisco un ideal colaborador para, finalizada por Resolución de la ONU la Religión Católica, cerrar la puerta de la Basílica de San Pedro al salir.

Y en tercer lugar porque el pasado 13 de agosto Adoración y Liberación  ya publicó un artículo pidiendo, expresamente, desde el titular del mismo, hasta el último punto, a Francisco, que se fuera:

 

PUEDEN LEERLO AQUÍ

 

Y AQUÍ

 

Y hombre, uno no espera tener la misma repercusión mediática que el Washington Post; que tonto no es.

Pero si que esperaría que tantos medios y blogueros católicos no tocaran las palmas con las orejas por una petición de renuncia, que ni es de ese medio, ni lo es por motivos católicos; y sin embargo se adhirieran con artículos y editoriales valientes a nuestra petición, de momento, y hasta las 23.59 del 23 de agosto de 2018, hora peninsular española, hecha en solitario en todo el orbe católico.

En fin… Nos gusta demasiado que la faena nos la hagan los de fuera…

Tanto que ni siquiera prestamos atención a cuando nos la hacen los de dentro.

 

¡FRANCISCO, VÁYASE!

Vicente Montesinos

 

 

 

 

Es absolutamente increíble que prácticamente toda la jerarquía eclesial, la gran mayoría de los sacerdotes y el 90 y mucho por ciento de los católicos sigan felices y complacidos con las barbaridades diarias de Bergoglio.

Y es absolutamente increíble que no le den importancia, ni parece que se crean, aunque hay testimonios, videos, declaraciones, fotos y textos; a que el Papa de la Iglesia Católica se reúna constantemente con Maduro, Morales, Castro y todos los monstruos totalitarios comunistas; mientras persigue y hace la vida imposible a la gente de fe, fidelidad a Cristo, ortodoxia y moral intachable.

Por si podemos ayudar a que alguno más abra los ojos; ya que ya no sabemos ni como hacerlo, aquí va la última barbaridad: el apoyo al ex presidente brasileño Lula Da Silva; otro comunista enemigo de Cristo, y además en la cárcel por corrupción.

Y es que Bergoglio ha enviado una amable carta a prisión a Lula, animándole y recordándole que “muchos buenos han sido perseguidos, empezando por el propio Cristo”, en la cual, además, le pide “que rece” y le da confianza en que “la verdad saldrá a la luz”.

Señor Bergoglio (entenderá que no me salga llamarle santidad, aunque por eso vaya a ser reprochado…), ¿qué quiere hacer con nuestra Iglesia? Y sobre todo… ¿Quién es usted para comparar a este personaje con Nuestro Señor Jesucristo, Rey de los Cielos y de la Tierra, Dios todopoderoso y eterno, y redentor del mundo?

¿Porqué, para atacar a los católicos de toda la vida, como está haciendo en Italia con los seguidores de La Liga; y besarse con todos los dictadores comunistas del mundo, no se dedicó a la política, en vez de meterse en el Seminario? Permítame que le diga con el debido respeto… ¡Cuanto habríamos ganado!

Así es que en este caso… ¿sí que se encuentra con ganas de pronunciarse con apoyo directo sobre asuntos que están bajo el paraguas judicial de un país soberano? ¿En esto sí? Pero en las batallas legales para salvar del asesinato a millones de seres humanos como han sido las del aborto en Irlanda, Argentina, y tantos otros sitios, su pontifical boca debe de estar cerrada… ¿No?

Usted no ejerce de Papa. Usted ejerce de político al servicio de la ideología izquierdista radical y del Nuevo Orden Mundial. ¿Que le duele oírlo? (que lo dudo). Más me duele a mí decirlo.

Si impresentable es su apoyo a líderes políticos de esta guisa como Jefe de Estado de la Ciudad del Vaticano; infumable lo es como supuesto líder espiritual del catolicismo.

Apoyar a un ex-mandatario comunista condenado por corrupción en otro país es una falta de diplomacia tremenda (aunque a usted eso creo que se la trae al pairo) y sobre todo el lanzamiento de una nueva remesa de almas alejadas de Cristo y perdidas.

Más de lo mismo, pero cada vez más grave: marxismo, populismo y trasnochada teología de la liberación, resucitada por Bergoglio, que la defiende y promueve; traicionando a Cristo y justificando a los regímenes anticatólicos de todo el mundo. Ensalzamiento de “su verdad”, y no de la de Cristo, que es la que nos hace libres.

Bergoglio, voy a utilizar una frase que no se le puede decir a un Papa. Pero sí a un político. Y como usted juega a ser político (arrastrándonos a toda la Iglesia Católica a una situación de escándalo y ruptura sin precedentes), pues quizá haya que hablarle en lenguaje político, y no eclesial. Por eso le digo, con el corazón roto, pero la conciencia tranquila y convencimiento claro en Cristo: ¡Francisco, váyase!

 

 

 

—————————————————————

Puedes ver más contenidos en adoracionyliberacion.com

Si quieres contactar conmigo puedes hacerlo en adoracionyliberacion@gmail.com

Si quieres recibir en tu teléfono cada día los artículos de Adoración y Liberación; reflexiones, mensajes católicos y meditaciones para la lucha diaria en la que nos encontramos; manda un e-mail a adoracionyliberacion@gmail.com indicando tu nombre, edad, si eres consagrado o seglar; país de origen y número de teléfono móvil; y serás dado/a de alta en nuestra lista “Adoración y Liberación”. En cumplimiento de la ley de protección de datos, y en aplicación del nuevo reglamento europeo, toda persona que recibe comunicaciones de Adoración y Liberación ha debido prestar su consentimiento inequívoco previo; y en cualquier momento cualquier persona podrá darse de baja y solicitar la modificación y/o cancelación de sus datos de carácter personal.
.

 

Adoración y Liberación es un proyecto sin ánimo de lucro, cuyo único objetivo es el de luchar por Jesucristo y su Santa Madre Iglesia Católica en estos momentos de confusión; y frente a tantos que nos intentan callar. Gracias por formar parte de esta gran familia de fieles católicos en adoración a nuestro Señor Jesucristo, y defensa de su Santa Madre Iglesia, una, católica y apostólica, y de la Verdad atemporal. Sólo te pedimos tus oraciones para que podamos seguir adelante con esta labor, a pesar de las dificultades. Si además nos ayudas con tu donativo, para sostener los gastos de conexión, investigación, comunicaciones, infraestructura, redes, hosting, dominios, derechos, etc…; nos permitirás seguir adelante. Condiciones: el monto de las donaciones revertirá en el funcionamiento de la web y el servidor, así como gastos de hosting, dominios, investigación, comunicaciones e infraestructura del portal. Y porque ¡Hasta el cielo no paramos! que Dios te bendiga!


Donate Button with Credit Cards

EXCLUSIVA: Monseñor Raúl Martín riñe a los monaguillos por comulgar de rodillas, y se enfrenta a toda una comunidad parroquial

Vicente Montesinos

El mitrado, hombre de confianza de Bergoglio

En dos vídeos que ha podido conseguir Adoración y Liberación, y que tenemos a disposición de quien los requiera (colgamos acceso a uno de ellos en YouTube, ya que el otro es de una conversación que afecta privadamente a más fieles) podemos observar al Obispo de Santa Rosa La Pampa (Argentina), Monseñor Raúl Martín, como, al finalizar la Comunión en la Santa Misa, y antes de finalizar la misma, toma el micrófono y durante varios largos minutos reta a los monaguillos por haber comulgado de rodillas, y los reconviene públicamente dejando claro a la comunidad parroquial que ello no puede realizarse, porque él, como obispo, y “liturgo” de la diócesis, lo tiene prohibido.

Sí, un Obispo que prohibe recibir a Nuestro Señor Jesucristo de rodillas, y además con una saña y un evidente enfado incomprensibles.

Permitiéndose además afirmar, con toda la caradura, que lo ha prohibido, porque es una cuestión ideológica que divide a la comunidad.

Esta es la vergüenza de iglesia que nos ha tocado vivir. Un obispo que prohíbe arrodillarse ante nuestro Señor, porque considera que esa cuestión es ideológica, y puede dividir a la comunidad.

Si no fuera porque es absurdo seguir pidiendo cosas que no vamos a conseguir, pediría inmediatamente el cese de este señor, así como de todos los señores que permiten que suceda esto, así como del máximo señor que permite y alienta que esto pase. Pero con eso nos vamos a quedar.

Pero el Señor de verdad no se va a quedar impasible. Porque de Dios nadie se burla.

Esto tan triste es lo que sigue pasando en la Iglesia Argentina. Los hechos han sucedido en la Parroquia de Nuestra Señora Milagrosa de La Pampa.

En un segundo vídeo, además, al que hemos podido acceder por fuentes directas, observamos a Monseñor Martín discutiendo con la comunidad parroquial por este hecho, al finalizar la celebración eucarística.

En el primero de los vídeos, ante una atónita comunidad parroquial, y junto a unos asustados monaguillos, el mitrado desde el centro del altar afirma, entre otras cosas, que por economía literaria y salud mental de ustedes les omito, frases textuales, como:

– “Los monaguillos se pusieron de rodillas en el momento de la comunión. Y en la ciudad les he pedido a todos los sacerdotes que en todas las celebraciones quienes ayudan en la misa no comulguen de rodillas ”

– “Y si les pido a los monaguillos que no comulguen de rodillas es una disposición del obispo, y por lo tanto, obliga. El obispo es el liturgo de la diócesis ”

– “Esto es una cuestión ideológica que divide a nuestra comunidad, a la comunidad grande de la diócesis, por esa cuestión es por lo que el obispo, ha decidido esto”

– “Yo les avisé a los monaguillos antes, y les di otra oportunidad, pero han hecho resistencia, una cuestión de resistencia que rompe la comunidad. Si hay algo que esté Rible es la ideología, y esta es una cuestión de ideología, que lo que busca es confrontar ”

Es, queridos hermanos, absolutamente aterrador ver el video en el que este obispo dice en una celebración eucarística estas palabras.

Pero aún hay más. Porque al finalizar la celebración, como les decíamos, una parte de la comunidad parroquial intenta hablar con el obispo sobre este gesto tan feo de abroncar a los monaguillos simplemente por arrodillarse ante nuestro Señor, y en esa confrontación dialéctica, en un segundo vídeo que tenemos en nuestro poder, se puede ver cómo Monseñor les dice a los fieles, entre otras lindezas:

– “lo que ustedes están haciendo es poner palos en la rueda, porque Juan XXIII abre las puertas y las ventanas de la iglesia, para hacernos capaces de ser una religión diferente”

– “esto que ustedes están haciendo está más asociado a un pre concilio que al concilio Vaticano segundo; y yo únicamente les digo, hagamos hoy lo que la iglesia hoy está enseñando”

– “Los niños ya sabían, porque yo se lo había dicho antes, que si me ayudaban, no se arrodillen, porque es una cuestión grave”

A partir de ahí, de estos y otros comentarios, el vídeo es prácticamente inaudible, porque se produce una Tangana espectacular entre el obispo, seguidores del obispo, y fieles de la comunidad parroquial que no entienden porque no pueden comulgar de rodillas.

Entre tanto, únicamente se escucha a Monseñor Martín aludir al concilio Vaticano segundo, al Papa Francisco, y algunas palabras sueltas más, además de argüir lo grave de comulgar de rodillas.

Estamos llegando un punto en que ya pocas cosas se pueden decir. Yo no voy a hacer más comentarios. Aquí lo dejo.

Ven pronto Señor.

Dios les bendiga

 

 

 

El silencio de los corderos, y el “modus operandi” de Bergoglio…

Vicente Montesinos

 

 

 

 

Ayer nos preguntábamos hasta cuando la Iglesia iba a aguantar la situación en la que nos encontramos.

Hoy quiero incidir en uno de los aspectos que apuntábamos, y que es la principal incógnita que nos rodea, dada la situación creada en Nuestra Santa Madre Iglesia por Francisco y su tropa.

¿Porqué casi todos los cardenales y obispos callan? ¿Cual es el motivo de este aberrante, cobarde y orquestado silencio? ¿Por qué ni están, ni se les espera, en este momento (hablemos claro) de fin del catolicismo que está provocando Bergoglio?

El colegio cardenalicio en pleno, con excepción de los 4 signatarios de la Dubia… ¿qué hace ante la disolución de la catolicidad como se ha entendido en los últimos 20 siglos?

Dada la gravedad de las acciones y omisiones de Bergoglio, es como si se aceptara que el pontífice argentino vino para acabar con el catolicismo romano, y que todos los príncipes de la iglesia y sucesores de los apóstoles se han sometido a una especie de “destino inevitable”.

A mi desde luego no me cabe en la cabeza. Ni en el alma. Y evidentemente, este humilde servidor de Cristo, y muchos otros; porque somos católicos y nos sometemos a la Santa Madre Iglesia y al Papa, como Vicario de Cristo; vamos a seguir denunciando lo que está pasando, a pesar del inopinado y escandaloso silencio de nuestros pastores y pastorcillos. Porque no podemos más que, ya que no lo hacen ellos, ser fieles a Cristo, a las Sagradas Escrituras, la tradición, la sana doctrina y el magisterio bimilenario.

Pero dando por sentada esta lucha, reflexiono. ¿Qué les pasa, eminencias y excelencias? Porque no puede ser que Bergoglio haya caído en Roma, y les haya abducido a todos. Es absolutamente desolador.

Y es que el Vaticano II empezó a cocinar un guiso; que Juan Pablo II y Benedicto XVI intentaron apartar de nuestras mesas como buenamente pudieron; pero que ha encontrado en Bergoglio el entusiasmado chef que lo lleve a la excelencia culinaria.

El sacramento ya no es lo principal en la Iglesia; sino que ahora lo importante es la “ética”. Con lo que los pastores asumen como propia la del “jefe de la manada” (no la del Vicario de Cristo, porque no actúa como tal). Y si esa ética habla de ecologismo, inmigracionismo, y progremodernismo; pues ahí vamos todos.

Es una subversión del centro de gravedad que se va reflejando, paso a paso, en cada una de las importantes cuestiones que durante 1960 años eran asumidas desde el punto de vista sacramental: los divorciados nuevamente “casados”; la comunión de no católicos, etc, etc, etc… A todo ello han contribuido de forma evidente Amoris Laetitia (y todo lo que después ha venido) que no es un texto inocente, como nos han querido vender prácticamente todos y cada uno de los pastores del orbe; sino una argucia y una astucia muy bien planteadas por Bergoglio y las mentes pensantes del relativismo y progremodernismo que le rodean (desde el Cardenal Walter Kasper hasta el “flamante” nuevo Arzobispo de La Plata, “Tucho” Fernández)

El estado de confusión es, pues, obvio. Pero no es casual. Y una cosa les digo: no me vengan con que la confusión y el desacuerdo es fruto del Espíritu Santo y es la plácida voluntad de Dios. La confusión es nada más y nada menos que el resultado del nuevo estilo de pontificado creado por Francisco, y el fin que siguen él y sus equipos para; suave, suavecito; ir dando pequeños pasos, que al final no serán más que uno muy grande. Ya estamos en él. El del fin de la Iglesia Católica como la conocemos y como la creó Jesucristo.

Los casos concretos de cada uno de los escándalos así lo demuestran.

Vamos a tomar uno como ejemplo de esta forma constante de actuar del gobierno de Bergoglio, que nos sirva como paradigma: el caso de las personas divorciadas que se volvieron a casar. Y es que es evidente que se siguió un plan preestablecido desde el principio.

Veamos.

El Cardenal Kasper (él precisamente, y después hemos ido entendiendo porqué) tuvo la oportunidad, dada por Francisco,  de ofrecer el único discurso al Consistorio de los Cardenales en febrero de 2014. En ese discurso, Kasper “sentó las bases”.

Sin embargo, los dos sínodos de obispos no fijaron una línea común e inequívoca para el asunto en cuestión. La “mafia” organizadora no lo consiguió. Les invito a leer los informes de los “circuli minores” del Sínodo de 2015, sin ir más lejos, para que puedan darse cuenta de que no hubo, en absoluto, la posición común, que nos han querido después vender, y que además los pastores del orbe han asumido dóciles, y traidores al magisterio bimilenario de la Iglesia.

En una actuación normal, y de buena fe, el Papa debería haber examinado todas las posturas dichas, y discriminado y comprendido cuales eran los procesos que se podían llevar a cabo, y cuales no, de acuerdo a las disertaciones apostólicas, y a la fidelidad a las Sagradas Escrituras y al Magisterio. Pero no lo hizo. Y el camino emprendido aquel febrero de 2014 no fue en absoluto virado. No hubiean hecho falta pues dichos sínodos, montajes de imagen para dar sensación de “colegialidad” a una imposición, además anti-católica, ya puesta en marcha.

Y es que el hecho verdadero es que una gran mayoría de los Padres sinodales no querían ningún cambio en el orden tradicional. ¿Y cómo se salvaba esto? Muy sencillo. El comité editorial de la “Relatio finalis” tuvo extremado cuidado en no incluir ninguna innovación llamativa en el texto. Se emprendió, así, un “pequeño paso”, en lugar de uno grande; y de esa forma, como siempre, desde marzo de 2013, el orbe católico siguió tragando.

Ninguna innovación llamativa en el texto, no; pero si unas “posiciones indefinidas”…, un, en definitiva, “cambio de atmósfera”…. Y de ahí, poco a poco, lo que ha ido viniendo, ya lo conocen… Inteligente. Maquiavélico. Bergogliano.

Esas “posiciones indefinidas”, que aún así, y no siendo claras, recibieron con extrema dificultad la mayoría de 2/3 del episcopado necesaria, fueron de esta forma “refrendadas”, y de ahí llegamos al siguiente pequeño paso: algunas notas ambiguas en Amoris Laetitia…, y ya caminábamos firmes hacia la nueva dirección. Suave, suavecito…

¿Que hacía falta más pasos? No se apuren. Se seguían dando. Después llegaría la confirmación papal de las directrices de la Provincia eclesiástica de Buenos Aires sobre el Octavo Capítulo de Amoris laetitia. Que además,  no son meras interpretaciones, porque contienen afirmaciones e instrucciones que no se encontraron en Amoris laetitia ni fueron adoptadas por los sínodos, ni encontraron nunca una mayoría allí.

Y por arte de birlibirloque, y supuestamente sin tocar una coma del magisterio (aunque sabemos que además eso no es así en el 303, 305 y contexto general del Capítulo 8 de la nefasta Amoris LAetitia), los divorciados “arrejuntados” comulgan a Cristo. Y a correr. 2000 años de catolicismo al garete.

Y los cardenales y los obispos callados…

Solo ha sido un ejemplo de la forma de actuar de Bergoglio para acabar con la catolicidad de la Iglesia. Luego vendría la comunión para protestantes y todo hijo de vecino; estamos ya en la revisión de la Humanae Vitae; caminamos hacia la consolidación del dominio de la homosexualidad y el lobby LGTB en la Iglesia Católica, con James Martin como principal ponente del Encuentro Mundial de las Familias (primer encuentro LGTBI), etc, etc, etc…

Y más que nos queda por ver.

Así actúan.

Así callan.

Así nos atribulan.

Ven pronto, Señor.

 

—————————————————————

Puedes ver más contenidos en adoracionyliberacion.com

Si quieres contactar conmigo puedes hacerlo en adoracionyliberacion@gmail.com

Si quieres recibir en tu teléfono cada día los artículos de Adoración y Liberación; reflexiones, mensajes católicos y meditaciones para la lucha diaria en la que nos encontramos; manda un e-mail a adoracionyliberacion@gmail.com indicando tu nombre, edad, si eres consagrado o seglar; país de origen y número de teléfono móvil; y serás dado/a de alta en nuestra lista “Adoración y Liberación”. En cumplimiento de la ley de protección de datos, y en aplicación del nuevo reglamento europeo, toda persona que recibe comunicaciones de Adoración y Liberación ha debido prestar su consentimiento inequívoco previo; y en cualquier momento cualquier persona podrá darse de baja y solicitar la modificación y/o cancelación de sus datos de carácter personal.
.

 

Adoración y Liberación es un proyecto sin ánimo de lucro, cuyo único objetivo es el de luchar por Jesucristo y su Santa Madre Iglesia Católica en estos momentos de confusión; y frente a tantos que nos intentan callar. Gracias por formar parte de esta gran familia de fieles católicos en adoración a nuestro Señor Jesucristo, y defensa de su Santa Madre Iglesia, una, católica y apostólica, y de la Verdad atemporal. Sólo te pedimos tus oraciones para que podamos seguir adelante con esta labor, a pesar de las dificultades. Si además nos ayudas con tu donativo, para sostener los gastos de conexión, investigación, comunicaciones, infraestructura, redes, hosting, dominios, derechos, etc…; nos permitirás seguir adelante. Condiciones: el monto de las donaciones revertirá en el funcionamiento de la web y el servidor, así como gastos de hosting, dominios, investigación, comunicaciones e infraestructura del portal. Y porque ¡Hasta el cielo no paramos! que Dios te bendiga!


Donate Button with Credit Cards

Sitio web ofrecido por WordPress.com.

Subir ↑