Mensaje de S. E. Rvma. Monseñor Carlo Maria Viganò para una Cruzada Mundial del Rosario (incluye vídeos para el rezo del santo rosario con Viganò)

"En todas las naciones, en todas las ciudades del mundo, que el grito de nuestra oración se eleve con confianza y en voz alta. Como hijos atenazados por la tribulación, nos arrojamos a los pies de nuestra Madre, invocándola con la certeza de ser escuchados. Hagamos nuestras las palabras de San Bernardo: Acuérdate, ¡oh piadosísima Virgen María!, que jamás se ha oído decir que ninguno de los que han acudido a vuestra protección, implorando vuestro auxilio, haya sido desamparado"

0 2.634

 

SIGUENOS EN TELEGRAM

 

 

 

 

 

 

Mensaje de S. E. Rvma. Monseñor Carlo Maria Viganò

para una Cruzada Mundial del Rosario

 

Memorare, piissima Virgo Maria,

a sæculo non esse auditum

quemquam ad tua currentem præsidia,

tua implorantem auxilia,

tua petentem suffragia

esse derelictum.

San Bernardo

 

Después de dos años de mentiras y engaños, la humanidad subyugada por la oligarquía globalista asiste a los últimos coletazos del Leviatán; y mientras la verdad sale a la luz desde muchos frentes, revelando el fraude y la traición de muchos, eso mismo parece querer desencadenarse, imponiendo leyes cada vez más absurdas con las cuales obligarnos a la esclavitud en nombre de una emergencia sanitaria que pretende legitimar la restricción de las libertades fundamentales, la segregación de los que no ceden al chantaje y la criminalización de los disidentes.

Hemos comprendido la dimensión espiritual de esta batalla, en la que se suponía que un virus producido en un laboratorio permitiría el Gran Reinicio que el Nuevo Orden Mundial había planeado desde hace tiempo con todo lujo de detalles, para borrar todo rastro de nuestra identidad de cristianos, y con ello lo que queda de la civilización y de la cultura que la Religión ha inspirado en la sociedad.

Hemos comprendido también que en la traición de su propio rol por parte de la autoridad no sólo están involucrados los que rigen el destino de las naciones, sino también la jerarquía católica, en un intento de transformar la Iglesia de Cristo en la servidora de la ideología globalista. Hemos observado con consternación al Estado profundo y a la Iglesia profunda aliarse contra Dios y contra el hombre, para instaurar en la tierra el reino del Anticristo.

Al igual que la Virgen María quiso mostrar a los niños pastores de Fátima las penas del infierno y las almas condenadas, así también se nos muestra el modelo de sociedad infernal que la élite globalista quisiera realizar en la tierra. Una sociedad sin Dios, sin Verdad, sin Bien, en la que reinan la muerte, el odio, la impiedad, el vicio y el pecado; en la que la criatura se rebela contra el Creador.

Frente a una batalla espiritual se necesitan armas espirituales. Esto lo han entendido bien los miles de católicos, especialmente hombres, que en diversas partes del mundo han comenzado a rezar públicamente el Rosario por la liberación de su Patria. Estas loables y valientes iniciativas son el comienzo de un levantamiento cristiano y de un renacimiento de la Fe, así como un solemne acto de veneración hacia la Madre de Dios.

Las fuerzas humanas son incapaces por sí solas de hacer frente a la amenaza que se avecina. Por eso debemos comprender lo importante e insustituible que es recurrir a la oración y a la ayuda divina, con el arma invencible que la Santísima Virgen María nos ha dado para combatir al Enemigo del género humano.

Invito a todos a una Cruzada Mundial del Rosario, para obtener por la poderosa intercesión de la Santísima Virgen la intervención y la victoria de Dios sobre el desencadenamiento de las fuerzas del Mal. Mi propia súplica se une a la de todos vosotros en el rezo de las tres coronillas del Rosario.

En todas las naciones, en todas las ciudades del mundo, que el grito de nuestra oración se eleve con confianza y en voz alta. Como hijos atenazados por la tribulación, nos arrojamos a los pies de nuestra Madre, invocándola con la certeza de ser escuchados. Hagamos nuestras las palabras de San Bernardo: Acuérdate, ¡oh piadosísima Virgen María!, que jamás se ha oído decir que ninguno de los que han acudido a vuestra protección, implorando vuestro auxilio, haya sido desamparado.

Arrodillémonos para rezar en nuestras casas, en las iglesias, en las calles y en las plazas de nuestras ciudades. Al reconocer que todos necesitamos la ayuda de la Virgen del Santo Rosario, honramos el orden divino contra el caos infernal, poniendo toda nuestra esperanza en Aquélla que nos fue dada como Madre al pie de la Cruz, y que como Madre nos ama y nos ayuda, como siempre lo ha hecho a lo largo de la historia.

Que nos acompañen en esta Cruzada también los más pequeños, cuya inocencia conmueve al Cielo. Que también los ancianos y los enfermos se unan espiritualmente a nosotros, ofreciendo sus sufrimientos en unión con la Pasión de Nuestro Señor Jesucristo. El demonio tiene terror a la oración de los niños y a la penitencia de los que sufren, porque en la pureza y el sacrificio ve la imagen de Cristo, que lo ha vencido.

Que en todas partes resuene nuestra oración contrita. Pedimos a la Mediadora de todas las Gracias que ponga fin a esta destrucción de nuestro mundo, de nuestra libertad, de nuestra identidad, de nuestros afectos. Le pedimos que nos abra los ojos, para que no nos dejemos empujar al abismo de la desesperación, del odio y del conflicto social, secundando a los que siembran la división para golpearnos en cuerpo y alma. Supliquémosle que ilumine las mentes vacilantes de los padres, que desconocen las consecuencias del suero génico en los niños; que mueva a los médicos para que curen a sus pacientes, y no para que lleven a cabo cínicos protocolos ineficaces; que sacuda a los gobernantes, a los magistrados y a las fuerzas policiales para que trabajen por el bien común y no obedezcan a dictadores sin moral. Roguémosle para que convierta a quienes, cegados por la sed de poder y de dinero, se han hecho cómplices de un gravísimo crimen contra Dios y contra aquéllos a quienes Su Hijo redimió en la Cruz. Pidámosle que convierta a los pastores, a los que el Señor ha confiado su rebaño y a los que pedirá cuenta de cada alma. Y para que esto ocurra, imploremos el perdón de nuestros pecados y de los pecados públicos de las naciones, pues sólo mediante el arrepentimiento y el propósito de no ofender más a Su Hijo divino podemos esperar ser escuchados.

 

Animado por esta confianza, a Vos acudo, Madre, Virgen de las vírgenes, y gimiendo bajo el peso de mis pecados me atrevo a comparecer ante Vos. Madre de Dios, no desechéis mis súplicas, antes bien, escuchadlas y acogedlas benignamente. Amén [1].

 

 

+ Carlo Maria Viganò, Arzobispo

6 de enero de 2022

In Epiphania Domini

 

 

MYSTERIA GLORI (GLORIOSOS). REZO DEL SANTO ROSARIO CON MONS. VIGANÒ (Miércoles, Sábados, Domingos)

 

 

MYSTERIA GAUDII (GOZOSOS). REZO DEL SANTO ROSARIO CON MONS. VIGANÒ (Lunes y Jueves)

 

 

MYSTERIA DOLORIS (DOLOROSOS). REZO DEL SANTO ROSARIO CON MONS. VIGANÒ (Martes y Viernes)

 

***

[1] Memorare, o piissima Virgo Maria, a saeculo non esse auditum quemquam ad tua currentem praesidia, tua implorantem auxilia, tua petentem suffragia esse derelictum. Ego, tali animatus confidentia, ad te, Virgo virginum, Mater, curro; ad te venio, coram te, gemens peccator, adsisto. Noli, Mater Verbi, verba mea despicere, sed audi propitia, et exaudi. Amen.

[Acuérdate, ¡oh piadosísima Virgen María!, que jamás se ha oído decir que ninguno de los que han acudido a vuestra protección, implorando vuestro auxilio, haya sido desamparado. Animado por esta confianza, a Vos acudo, Madre, Virgen de las vírgenes, y gimiendo bajo el peso de mis pecados me atrevo a comparecer ante Vos. Madre de Dios, no desechéis mis súplicas, antes bien, escuchadlas y acogedlas benignamente. Amén]

 

 

 

 


…AYUDA A AyL A PODER SEGUIR
Únete ahora a ayl.tv y ayúdanos a seguir y crecer:
Canal de Telegram: t.me/adoracionyliberacion
 DIRECCIÓN POSTAL: «Adoración y Liberación». Apartado de Correos nº 5 – 46113 ESPAÑA
  E-MAIL CONTACTO: info@ayl.tv
 E-MAIL PEDIDOS DE ORACION Y SECRETARÍA: miguelgomez@ayl.tv
——————
MODOS DE COLABORAR CON EL SOSTENIMIENTO DEL PROYECTO
Todo el contenido de la plataforma independiente y propia AYL.TV es gratuito para todos. Sin embargo para poder ser una alternativa real necesitamos medios. Puedes apoyar a AYL.TV con una suscripción de pago en la propia plataforma, aquí:
Si lo prefieres también puedes hacer una donación, puntual o periódica, en Cuenta bancaria Openbank (Banco de Santander) : ES2500730100570163476193
Y también puedes desde cualquier rincón del mundo hacer tu aportación puntual o periódica por Paypal en paypal.me/adoracionyliberacion
Si deseas colaborar de otras formas, o tienes dudas, escribe a: info@ayl.tv
Dios te bendiga. ¡Gracias por unirte a nosotros!

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: