Y por si nos faltaba algo, llega de China la avispa asesina.

La ‘avispa asesina’ en España se extiende a gran velocidad

Galicia, Asturias, Euskadi, Navarra, Aragón y Cataluña han caído ya bajo el dominio de la avispa asiática o asesina, como así se conoce a esta temible especie invasora. Sin embargo, todas las autonomías están en peligro, porque la expansión de la avispa asesina en España avanza a razón de 60 kilómetros al año.

La avispa asesina ha invadido media Europa y se ha convertido en una auténtica plaga: amenaza a las abejas autóctonas y a otros insectos polinizadores, causa un fuerte desequilibrio ecológico en el continente, y provoca graves pérdidas económicas, sobre todo en el sector de la apicultura. Es un depredador masivo de abejas: puede destruir colmenas enteras.

Esta especie, que llegó por primera vez a Europa en 2004 en un barco carguero procedente de China oriental que atracó en el puerto francés de Burdeos, es la Vespa velutina nigritorax, conocida popularmente como avispa asiática, y figura en la Lista de Especies Exóticas Preocupantes de la Unión Europea.

En España ha causado una decena de muertes. Los expertos sostienen que la avispa asiática ha llegado a Europa para quedarse. Y que tras una primera fase de expansión, su población tenderá a estabilizarse. De momento, la que también se conoce como ‘avispa asesina’ ya se ha extendido por toda Francia, la mitad norte de España, Portugal, Italia, Bélgica, Países Bajos, Alemania y Reino Unido. Y se calcula que cada año avanza unos 60 kilómetros en todas direcciones.

Cómo actuar en caso de picaduras

Las picaduras son muy dolorosas. La mayoría de personas atacadas presentan síntomas locales, como dolor, enrojecimiento e hinchazón en la zona de penetración del veneno.

Debe limpiarse la zona afectada con agua y jabón, y aplicarse hielo o agua fría. En los primeros momentos se puede intentar desnaturalizar los componentes del veneno usando calor en la picadura.

En las personas alérgicas, pueden aparecer síntomas como picor generalizado, subida de la temperatura corporal, bajada de la tensión arterial, problemas respiratorios, problemas cardiovasculares, síntomas nerviosos, edema de glotis, etcétera.

En los casos de picaduras múltiples, la inoculación de veneno puede ser muy elevada y provocar también síntomas generales, como lipotimia, cefalea intensa, fiebre etcétera. En estos casos, el daño causado puede ser importante, aunque no haya alergia previa.

Si después de un ataque se observan síntomas generales, sin perder la calma pero de forma urgente, hay que llamar al 112 o acudir a un centro médico para recibir el tratamiento adecuado, pues estos síntomas son muy graves, y pueden conducir a un shock anafiláctico.



Categorías:BLOG ADORACIÓN Y LIBERACIÓN

Etiquetas:,

2 respuestas

  1. No hemos de extrañarnos, ya hemos sido avisado por la Palabra de Dios de lo que sucedería al final de los tiempos. Y estamos viendo que las plagas van de un continente a otro, pero nosotros debemos confiar más en el Señor, hacer oración.

    No hacen caso a las transmisiones de enfermedades, de lo que un principio se decía «plandemia», se ha convertido en una pandemia por medio de las falsas vacunas, y que como han dicho, que los han sido inoculados por tales experimentos transgenético de las falsas vacunas, contagian a otros. Antes estaban sanos, según los testimonios de algunos. Pero a partir de ahí, lo pasan mal hasta la muerte.

    La mayoría se han olvidado del arrepentimiento sincero, no van a Dios. Y ahora, estas plagas que causan dolor y decenas de muerte, como nos informa esta noticia. Hemos de tener precaución.

    El Señor es capaz de desviar las plagas por medio de la fe de los creyentes, que no entren en sus casas, ni se los encuentren mientras caminan. Que el Señor siempre cuida de los suyos. Pero si un insecto nos pica, hemos de reflexionar hasta qué punto somos fiel a Dios, si no lo somos, debemos mejorar entonces nuestra vida.

  2. Hermano Vicente muchas graciaspor tu dedicacion al auxilio espiritual de nosotros, q Dios te siga guardando y bendiciendo.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: