Vicente Montesinos

 

59f7adf84624d

 

Que nos nos cuenten milongas; de derechos humanos, democracias liberales, progresismo, abolición de la pena de muerte en los países civilizados y demás cuentos para no dormir. ¡Mentiras! ¡Burdas y crueles mentiras!

En este vil nuevo orden mundial que estamos construyendo, se juzga, condena y ejecuta a inocentes, en los países más desarrollados. Y con el silencio y complicidad de tantos y tantos. Y de quién más me duele a mí: de mi Iglesia.

Y es que según ha podido saber Adoración y Liberación en el día de hoy, en el seguimiento que intentamos hacer del caso, a pesar de la opacidad del asunto y de las dificultades para acceder al mismo; se ha extinguido una de las últimas esperanzas de la familia Evans para que no asesinen a Alfie; y la Corte Suprema británica ha dictado sentencia de muerte al autorizar al hospital Alder Hey a retirarle la ventilación, y dejarle asfixiarse hasta que la muerte se produzca.

Si hace escasas fechas les hablábamos de la última apelación presentada por la familia, hoy les podemos contar con horror que la misma no ha tenido éxito, y que las constantes peticiones de trasladar a Alfie a otro centro han sido desoidas, porque los médicos primero, y los jueces, después, piensan que la vida del pequeño no tiene sentido.

Con la gravedad de que en Italia y en Alemania dos centros esperan recibir al pequeño para poderle dar un tratamiento.

¿Se dan cuenta de lo que les estoy contando? ¿Se dan cuenta del horror que es esto para una persona de bien? ¿Se dan cuenta de la frustración que siente un católico medianamente coherente con su fe ante el silencio absoluto de la Iglesia católica en este  caso, que no ha sido roto ni siquiera para desmentir el que la primera instancia se apoyara en palabras del Papa Francisco para seguir adelante con este macabro plan?

 

¿Se dan cuenta de lo que les estoy contando? ¿Se dan cuenta del horror que es esto para una persona de bien? ¿Se dan cuenta de la frustración que siente un católico medianamente coherente con su fe ante el silencio absoluto de la Iglesia católica en este  caso, que no ha sido roto ni siquiera para desmentir el que la primera instancia se apoyara en palabras del Papa Francisco para seguir adelante con este macabro plan?

 

Adoración y Liberación ha sido informada  de que de manera definitiva un juez de la Corte Suprema ha tomado la decisión y otros tres de la Corte de Apelación han apoyado su decisión, por lo que queda claro que no es posible una nueva alegación y que la sentencia es firme. Una sentencia de muerte. En el siglo XXI. A un niño indefenso.

Pese a este nuevo jarro de agua fría, Thomas y Kate Evans creen que hay todavía “un rayo de esperanza”, ya que la Corte no ha fijado un día límite para que le retiren a Alfie la ventilación y han transmitido a los padres que se coordinen con el hospital para trazar un plan para la retirada del soporte vital al pequeño.

Así de grave, tremendo, bochornoso, vil, mezquino e insultante.

Que el Estado se haga cargo de tu hijo y decida sobre su vida es una infamia terrible; por no abundar en la condenación eterna en que recaen todos los responsables, de no arrepentirse.

Y que la Iglesia de Jesucristo ofenda a su Señor con este silencio cómplice es aún más doloroso e indigno.

Pero hay un Dios que todo lo ve..

Lucha pequeño… Cuentas con mis oraciones y estoy seguro que con las de miles de lectores.

Lucha pequeño… Hay un Dios que todo lo ve… Y que te compensará sobradamente; en esta vida… o en la otra.

Otros no pueden decir lo mismo.

 

 

—————————————————————

Si quieres contactar conmigo puedes hacerlo en adoracionyliberacion@gmail.com

Si quieres recibir en tu teléfono cada día los artículos de Adoración y Liberación; reflexiones, mensajes católicos y meditaciones para la lucha diaria en la que nos encontramos; manda un e-mail a adoracionyliberacion@gmail.com indicando tu nombre, edad, si eres consagrado o seglar; país de origen y número de teléfono móvil; y serás dado/a de alta en nuestra lista “Adoración y Liberación”. En cumplimiento de la ley de protección de datos, en cualquier momento cualquier persona podrá darse de baja y solicitar la modificación y/o cancelación de sus datos de carácter personal.

 

 

 

 

 

Anuncios