Sea vuestro lenguaje: ‘Sí, sí’; ‘no, no’: que lo que pasa de aquí viene del Maligno».




Dicen que cuando el político te dice sí, es quién sabe. Y cuando dice quién sabe, es que no. Y cuando te dice que no, entonces no es político. Y en esta media broma podemos acercarnos a la forma en que refleja el mundo su forma de ser. 

Nosotros como cristianos tenemos que ser diferentes. 

Nuestro Señor Jesucristo nos dice que no haya variación en nosotros; que no tengamos un doble ánimo en el corazón. 

Que tú seas definido, que antes de que tú hables, pienses muy claramente qué es lo que vas a decir. 

Si tú vas a dar un sí o vas a dar un no; que lo hagas con una plena convicción de que eso es lo que vas a hacer y de que eso es lo que vas a sostener.

Así nos acercaremos más a la autenticidad de Jesucristo. 

                              Vicente Montesinos



Anuncios