Padre Pio: “Satanás llegará a gobernar una falsa Iglesia”

¿Será el secreto mejor guardado de Fátima?

1 3.431

 

SIGUENOS EN TELEGRAM

 

 

 

 

Alrededor de 1960, el famoso exorcista romano Gabriele Amorth (+2016) conoció al Padre Pío de Pietrelcina (+1968) y habló con él sobre el tercer secreto de Fátima. Amorth habla sobre esto en una entrevista realizada en 2011, publicada recientemente como un libro titulado “El secreto mejor guardado de Fátima”.

El Padre Pío le dijo al Padre Amorth: “Satanás se ha introducido en el seno de la Iglesia y en muy poco tiempo llegará a gobernar una falsa iglesia”. Amorth dice que el Padre Pío estaba “realmente atormentado” por una cuestión que es “la gran apostasía dentro de la Iglesia”.

 

Desgraciadamente tenemos ejemplo de que esto ya está sucediendo…

¡VERGÜENZA! ¡REGRESA A LA TRADICIÓN! ¡DATE PRISA! ¡EL TIEMPO SE ACABA! ¡COMPARTE!

 

 

 

 

 

 

LA ABOMINACIÓN DE LA DESOLACIÓN EN LUGAR SAGRADO:

 

 

 

 

LA VERGÜENZA DEL MODERNISMO EN LA FALSA IGLESIA, QUE LLENA EL MUNDO DE PROFANACIONES E IRRESPETOS


 

 

 

 


…AYUDA A AyL A PODER SEGUIR
Únete ahora a ayl.tv y ayúdanos a seguir y crecer:
Canal de Telegram: t.me/adoracionyliberacion
 DIRECCIÓN POSTAL: «Adoración y Liberación». Apartado de Correos nº 5 – 46113 ESPAÑA
  E-MAIL CONTACTO: info@ayl.tv
 E-MAIL PEDIDOS DE ORACION Y SECRETARÍA: miguelgomez@ayl.tv
——————
MODOS DE COLABORAR CON EL SOSTENIMIENTO DEL PROYECTO
Todo el contenido de la plataforma independiente y propia AYL.TV es gratuito para todos. Sin embargo para poder ser una alternativa real necesitamos medios. Puedes apoyar a AYL.TV con una suscripción de pago en la propia plataforma, aquí:
Si lo prefieres también puedes hacer una donación, puntual o periódica, en Cuenta bancaria Openbank (Banco de Santander) : ES2500730100570163476193
Y también puedes desde cualquier rincón del mundo hacer tu aportación puntual o periódica por Paypal en paypal.me/adoracionyliberacion
Si deseas colaborar de otras formas, o tienes dudas, escribe a: info@ayl.tv
Dios te bendiga. ¡Gracias por unirte a nosotros!

1 comentario
  1. Alberto Ramón Althaus says

    Quizás lo más importante que haga hoy sea decir cierta verdad.
    Miren que la Iglesia no es Dios, es creatura divinizada pero no es Dios.
    Si la sal deja de salar no sirve para nada.
    Eso no significa que no sobreviva una ciudad de Dios hasta el final de los tiempos y que pueda hablarse de una Iglesia del silencio frente a la Iglesia de la publicidad o Iglesia adulterada.
    Pero hay que amar a Dios sobre todas las cosas incluso sobre la propia alma.
    Si uno tiene miedo de perder el alma y permanece en los templos en lo que se da la abominación de la desolación hace algo malo porque uno debe amar a Dios sobre todas las cosas incluso sobre la salvación de la propia alma.
    Si las naves y el atrio serán destruidos de una Iglesia adulterada que se manifiesta como la Mala Mujer del Apocalipsis y se sienta sobre los poderosos de este Mundo para satisfacerse y satisfacer uno debe amar a Dios, a la Verdad más que a esa Iglesia, más que los templos y más que su propia alma.
    Y esto es difícil decirlo y hacerlo.
    Lo cómodo es permanecer en los templos con los herejes a riesgo de perder la fe y lo incómodo es dejarle los templos y conservar la fe como hizo san Atanasio en la primera crisis de la Iglesia que es una manifestación de la última.
    Hay dos en el lecho uno será tomado y otro dejado.
    Al final se separará el trigo de la cizaña.
    En la Iglesia está la ciudad de Dios y la ciudad de Satanás en guerra hasta el fin de los tiempos pero, en el final, habrá dos mujeres en el molino, habrá una buena Mujer y una mala Mujer, habrá dos e el lecho uno será tomado y el otro dejado.
    La buena Mujer debe huir al desierto, no comunicarse por Internet, no comentar, no buscar una quinta dentro de la Iglesia adulterada para practicar el tradicionalismo o el conservadurismo porque a la mala Mujer, la Bestia le dará muerte, se comerá sus carnes.
    No hay que permanecer sino hay que huir cuando vean la abominación de la desolación entrar a lugar santo, entonces, ya es.
    La Iglesia es instrumento de salvación pero por tres años y medio cesará el sacrificio perpetuo, por tres años y medio gobernará el Anticristo, por tres años y medio la buena Mujer será llevada por dos testigos al desierto donde debe permanecer alimentada por el maná de Dios pero cesará el sacrificio perpetuo, o sea, la Eucaristía.
    Todo ello está escrito.
    Cuando vean la abominación de la desolación entrar al lugar santo entonces ya es y hay que huir.
    Dirán y sin Eucaristía y sin santa Misa, sin Iglesia no nos salvaremos pero cesará el sacrificio perpetuo y deberán ser alimentados de otra forma en el Espíritu Santo, por el maná de Dios.
    Habrá una nueva doctrina ecuménica llamando a esa Iglesia del silencio que la Bestia vomitará como un río de agua turbia diciendo “te daré un espacio para tu Iglesia si me adoras” un espacio dentro de la mala Mujer pero será tragada por la tierra que es el terreno de lo religioso.
    No hay que preocuparse demasiado de la Iglesia adulterada y del Misterio de iniquidad en el sentido de que hay cuestiones doctrinales que la Iglesia no es capaz de resolver como, por ejemplo, el CVII, la nueva misa de Pablo VI, el papado emérito, la nueva moral, Bergoglio y sus cardenales, quién es el verdadero papa, si hay o no hermenéutica de la continuidad o ruptura, si la Iglesia posconciliar es nueva o es la misma, no hay dos en la jerarquía de la Iglesia que formen comunidad de fe o Iglesia en estos temas y estos temas no pueden ser resueltos.
    Los hombres no pueden salvar la Iglesia si intentan salvarla la arruinan.
    Hay dos mujeres y dos Iglesias y llegará el momento en que cada uno deberá decidir si cree que Cristo vuelve pronto y seguir las indicaciones de huir a la soledad y al silencio o si no cree permanecerá en el templo y es una decisión difícil. Elegir entre la Iglesia adulterada o lo que manda Dios.
    En ese momento deberán decidir qué aman más si a Dios o a su alma porque tendrán que dejar el refugio de la Iglesia adulterada para ir a la soledad.
    Es una decisión difícil pero el que persevere hasta el fin será salvo y el que ame su vida y con ella su alma más que a Cristo no es digno de Cristo.
    El riesgo de la fe, de hacer lo que Dios manda, de dejar la Iglesia confortable y mundana, el lugar en que nos sentimos a salvo porque Cristo nos da la orden de huir y no mirar atrás y porque Dios señala el destino final de los que permanecerán en esa mala Mujer.
    El que ame su alma más que a Dios la perderá.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: